INSISTE EN SU INOCENCIA Y RECURRE AL SUPREMO 23 AÑOS DESPUÉS DEL FALLECIMIENTO DE MARTA COUCEIRO

CONDENADO POR MUERTE NATURAL

David Villafañe después de 19 años preso por la muerte de su novia solicita al Tribunal Supremo una nueva biopsia del corazón de Marta Couceiro para demostrar su inocencia 

 

David Villafañe

David Villafañe fue condenado por una autopsia errónea de la administración de justicia española. ER

 

David Villafañe ha interpuesto Recurso de Revisión ante la Sala 2ª de lo Penal del Tribunal Supremo el pasado miércoles 14 de noviembre para acreditar que Marta Couceiro murió por miocarditis.

El registro del Supremo ha aceptado el recurso de revisión con toda la documentación relativa a la prueba pericial del profesor Frontela, para solicitar al Alto Tribunal autorización para acceder al corazón de Marta Couceiro, custodiado en el Instituto Nacional de Toxicología de Madrid, y realizar una nueva biopsia con técnicas modernas y conocimientos actuales, para completar la prueba judicial del corazón y acabar de concluir el resultado de la patología cardíaca y su relación con la muerte súbita de Marta Couceiro.

El bilbaíno David Villafañe pasó la mitad de su vida en prisión por el fallecimiento por causas naturales de Marta Couceiro. La administración de justicia española realizó una segunda autopsia al cadáver de Marta, cuando ya existía una primera autopsia unos 35 días antes que concluyó muerte súbita natural. El error que propició el resultado de la segunda autopsia fue la prueba fundamental utilizada por la condena firme que privó de libertad durante casi 20 años a Villafañe, pese a que el bilbaíno siempre demostró que la segunda autopsia no tiene absolutamente nada que ver con una muerte ni violenta ni homicida.

David siempre defendió que Marta Couceiro murió por causas naturales, aunque incomprensiblemente venció la mentira, y le condenaron por un crimen que nunca ocurrió.

¿Un ciudadano tiene que cargar con una condena de asesinato cuando realmente la víctima murió por causas naturales?

El Recurso de Revisión tiene un fin primordial, proporcionar por encima de todo justicia material para aquel ciudadano que siendo inocente se encuentra condenado con sentencia firme, y que aportando prueba pericial a través del recurso de revisión puede acreditar su inocencia.

Este es el caso de David Villafañe, que se encuentra condenado en firme por un delito de asesinato y mediante el recurso de revisión el bilbaíno acredita que la fallecida murió por causas naturales, debiéndose revocar su condena y reconocerse la muerte natural de Marta Couceiro, y en consecuencia, declararse la inocencia de David.

Ya en el año 2002 el Dr.D. José Antonio García-Andrade, médico forense, elaboró una prueba pericial adjunto a un recurso de revisión que se presentó ante el Tribunal Supremo, y que el Alto Tribunal sí admitió a trámite en un principio, aunque medio año después de estudiarlo desautorizó la revisión solicitada. El Dr. Andrade expuso en su prueba pericial que Marta Couceiro pudo haber fallecido por un cuadro de alergias y asma, en el mismo sentido que habían defendido los forenses contratados por el acusado para el juicio. La Sala 2ª de lo Penal determinó que la prueba pericial no era concluyente, y los magistrados confirmaron la condena.

Una década más tarde, en el año 2013, David Villafañe consiguió contactar con el Dr. D. Vicente Herrero Hidalgo, y David a través de este médico forense logró averiguar por primera vez que sí queda descartada la muerte violenta y homicida, y que la verdadera muerte natural de Marta fue la miocarditis que le provocó la muerte súbita.

La prueba pericial del Dr. Herrero que sí es concluyente, sirvió para interponer de nuevo un recurso de revisión, e incomprensiblemente fue inadmitido a trámite de ipso facto, el Tribunal Supremo ni tan siquiera admitió a trámite la prueba pericial y por lo tanto no pudo ser sometida a un escrupuloso estudio.

El informe forense del profesor Vicente Herrero Hidalgo, o bien fue superficialmente valorado por el Alto Tribunal, o fue mal comprendido. No es de recibo que el Supremo en el año 2002 admitiese a trámite una prueba pericial no concluyente defendiendo la misma causa de muerte que los forenses que contrató David para el juicio, cuadro de alergias y asma, y una década más tarde, ni siquiera admitiese a trámite una nueva prueba pericial del Dr. Herrero que sí se muestra concluyente y con la novedad de la miocarditis como causante de la muerte súbita de la joven, no habiéndose discutido científicamente durante el juicio la causa de la miocarditis como desencadenante del fallecimiento de Marta Couceiro.

Ahora sí, el caso se muestra concluyente y sencillo de resolver con una nueva biopsia del corazón de Marta Couceiro

El Tribunal Supremo estudia el tercer recurso de revisión interpuesto por David Villafañe, solicitando un nuevo estudio al corazón de Marta Couceiro, para acabar de determinar la patología cardíaca y su relación con el fallecimiento de Marta, ya que por omisión, en el proceso judicial, ni el Instituto Nacional de Toxicología de Madrid, ni los especialistas médico forenses que intervinieron en el caso, se pronunciaron al respecto de dicha patología cardíaca, y sus consecuencias.

La prueba pericial elaborada por toda una eminencia, como es el prestigioso profesor Luis Frontela, considerado el mejor forense de España, acredita la necesidad de realizar una nueva biopsia al corazón de la fallecida, con técnicas modernas y conocimientos actualizados, para acabar de concretar lo que en su día no se concretó, que es la causa cardíaca del fallecimiento de la joven.

La necesidad de un nuevo estudio al corazón de Marta Couceiro, que se custodia de manera indefinida en el Instituto Nacional de Toxicología, posibilitará elaborar una prueba completa del corazón de Marta, para asegurar la prueba con carácter completoimprescindible en derecho para garantizar un proceso justo y garantista, siendo un derecho fundamental, y en definitiva conseguir verdadera justicia material.

Siempre con la óptica puesta en lo primordial que significa alcanzar la justicia material, esto es, llegar a conseguir una prueba completa de lo que verdaderamente ocurrió, en clave -porque esta es otra exigencia legal- de acreditar la inocencia del condenado, nunca lo contrario (por razones de política criminal). Es decir, se ha de ser especialmente sensible ante la posibilidad de dar una oportunidad a quien se encuentra injustamente condenado.

El Tribunal Supremo en materia de Recursos de Revisión y amparado por el artículo 957 de la Ley de Enjuiciamiento criminal posibilita que la Sala, antes de autorizar o denegar la interposición del recurso, “podrá ordenar, si lo entiende oportuno y dadas la dudas razonables que suscite el caso, la práctica de las diligencias que estime pertinentes, a cuyo efecto podrá solicitar la cooperación judicial necesaria”, según la jurisprudencia del Alto Tribunal.

 

David Villafañe, Marta Couceiro, Muerte Natural, Luis Frontela

David Villafañe en la UCI reanimado del corazón, arriesgó su vida en el año 2003 reivindicando su inocencia. ER

Tres especialistas realizarán una nueva biopsia al corazón de Marta Couceiro para aclarar y confirmar la causa cardíaca del fallecimiento

El corazón de Marta Couceiro será estudiado por tres especialistas en anatomía patológica, por el Dr. D. Ricardo González Cámpora Catedrático en Anatomía Patológica, por el también Catedrático de Medicina Legal Dr. D. Luis Frontela Carreras y por la Dra. Dª. Beatriz Aguilera Tapia, Patóloga del Instituto Nacional de Toxicología de Madrid.

El motivo es sencillo y de grandísima importancia, porque de ello depende saber realmente la verdadera causa del fallecimiento de Marta Couceiro, además de poder así completar correctamente una prueba patológica que quedó pendiente de resolver, y por lo tanto completar la prueba judicial de vital importancia para garantizar justicia, en un Estado garantista.

La nueva biopsia al corazón de Marta Couceiro es de vital importancia, porque su carácter incompleto quiebra toda garantía de juicio justo en todo proceso judicial, juicio justo al que tiene derecho fundamental todo ciudadano que es acusado de un delito, derecho fundamental consagrado en los derechos humanos internacionales.

La jurisprudencia del Tribunal Supremo para inocentes con condenas firmes al momento de interponer recurso de revisión

El recurso de revisión de David Villafañe adjunta documentación probatoria del informe técnico del Dr.Frontela, y el Tribunal Supremo antes de tomar decisión alguna al respecto, en relación al recurso de revisión, los magistrados deben dar la oportunidad al recurrente de que pueda acreditar su inocencia, y para ello se deberá autorizar previamente el nuevo estudio del corazón, antes de poder someterlo a valoración.

Posteriormente, ya con el resultado definitivo del nuevo estudio del corazón, es cuando los magistrados podrán valorar el conjunto del recurso con la prueba ‘completa’ y ya sí, los magistrados deberán decidir autorizar o denegar la interposición del recurso de revisión interpuesto por la defensa de David Villafañe.

Es decir, que la primera fase del recurso de revisión de Villafañe, es que el Supremo autorice a los especialistas, mediante orden judicial, acceder al corazón de Marta Couceiro, estudiarlo en profundidad con las técnicas modernas y conocimientos actualizados, y determinar la causa del fallecimiento. Tras ello, el Alto Tribunal deberá pronunciarse en relación a los resultados del nuevo estudio del corazón, y entonces sí,  el Supremo ya podrá determinar pronunciarse sobre la nulidad de la condena y reconocimiento de inocencia de David Villafañe.

El informe forense del profesor Frontela se convierte en una nueva prueba que, de haber sido conocida, en el acto de la vista hubiera dado lugar a una sentencia de signo distinto.

La infiltración linfocitaria en el ventrículo izquierdo del corazón de Marta Couceiro fue detectada, identificada en el Informe nº H-Q-4935/95 del Instituto Nacional de Toxicología de fecha 28 de noviembre de 1995, si bien no fue objeto de comentario alguno, ni fue reflejada dicha patología cardíaca en el diagnóstico obrante al final del informe de dicho Instituto Toxicológico.

Esta omisión por parte del Instituto Nacional de Toxicología provocó que ninguno de los médicos que emitieron informes periciales y depusieron en el acto de la vista fuera consciente de la existencia de dicha información, no reflejándola en sus informes. El dato, de excepcional importancia, pasó desapercibido para los especialistas y, consecuencia de ello, es que quedó fuera del proceso, ya que, si los especialistas no iluminaban al tribunal sobre dicho extremo, no era posible que el tribunal se percatara por si de su existencia.

Conforme a lo dispuesto en el artículo 954. 4º, de la Ley de Enjuiciamiento Criminal, podrá solicitarse la revisión de una sentencia firme “cuando después de la sentencia sobrevenga el conocimiento de nuevos hechos o de nuevos elementos de prueba, de tal naturaleza que evidencien la inocencia del condenado”.

El informe pericial del Dr. Frontela de fecha 16 de diciembre de 2013 y las ampliaciones posteriores constituye un nuevo elemento de prueba que pone de manifiesto que la causa de la muerte de Marta Couceiro fue una miocarditis que provocó su muerte súbita, siendo, en consecuencia, natural.

El Tribunal Supremo en materia de Recursos de Revisión y amparado por el artículo 957 de la Ley de Enjuiciamiento criminal posibilita que la Sala, antes de autorizar o denegar la interposición del recurso, “podrá ordenar, si lo entiende oportuno y dadas la dudas razonables que suscite el caso, la práctica de las diligencias que estime pertinentes, a cuyo efecto podrá solicitar la cooperación judicial necesaria”, según la jurisprudencia del Alto Tribunal.

En definitiva, es la ciencia la que prevalece y determina la necesidad de estudiar de nuevo el corazón, determina la causa del fallecimiento, y en base a la ciencia, será el Tribunal Supremo, quien ampare a David Villafañe. (ver prueba pericial del recurso de revisión)

David ha manifestado a EL RIVAL noticias, “ahora sí, confiamos plenamente en el Tribunal Supremo, y tenemos que dejar trabajar a los magistrados”.

 

________________________________________________________________________________________________________________________________________________

También te podría gustar...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Si continuas utilizando este sitio aceptas el uso de cookies. más información

Los ajustes de cookies de esta web están configurados para "permitir cookies" y así ofrecerte la mejor experiencia de navegación posible. Si sigues utilizando esta web sin cambiar tus ajustes de cookies o haces clic en "Aceptar" estarás dando tu consentimiento a esto.

Cerrar